Connect with us

Belleza

Di adiós a la Retención de líquidos estrategias

Té natural para ayudar con la retención de líquidos

1. Tomar tés diuréticos

Para combatir la acumulación de líquidos en el cuerpo se recomienda tomar tés con efectos diuréticos como:

  • Cola de caballo;
  • Hibisco/ flor de jamaica;
  • Canela con jengibre;
  • Té verde;
  • Ginkgo biloba;
  • Perejil;
  • Centella asiática;
  • Castaño de Indias.

Cualquier té tiene efecto diurético porque básicamente cuanto más agua la persona ingiere, más orina irá a producir. Esta orina estará repleta de toxinas y hará con que se elimine el exceso de líquidos del organismo. Sin embargo, ciertas plantas aumentan este efecto diurético de los tés haciendo que la retención de líquidos disminuya más rápidamente.

Té de cola de caballo

El té de cola de caballo es otro diurético natural muy utilizado en la medicina tradicional y, aunque existen pocos estudios recientes hechos con esta planta, una revisión hecha en 2017  informa que el efecto diurético de la cola de caballo puede compararse con el de el medicamento hidroclorotiazida, que es un diurético producido en laboratorio. Vea más sobre la cola de caballo.

Ingredientes

  • 1 cucharada cafetera de cola de caballo;
  • 250 ml de agua hirviendo.

Modo de preparación

Añadir la cola de caballo en la taza con agua hirviendo y dejar reposar entre 5 a 10 minutos. Después colar, dejar entibiar y beber 3 veces al día.

Advertisement

Té de diente de león

El diente de león es otra planta popular que sirve para aumentar la producción de orina y eliminar la retención de líquidos. Esta planta funciona como diurético natural ya que es rica en potasio, un tipo de mineral que actúa en los riñones aumentando la producción de orina. Vea otros beneficios del diente de león.

Ingredientes

  • 15 g de hojas y raíces de diente le león;
  • 250 ml de agua hirviendo.

Modo de preparación

Añadir el agua hirviendo en una taza y posteriormente colocar las raíces y dejar reposar durante 10 minutos. Colar y beber de 2 a 3 veces al día. Debe evitarse el uso de esta planta durante el embarazo, así como en personas con problemas en los ductos biliares u oclusión intestinal.

 Té de perejil

El té de perejil es uno de los remedios caseros más populares para ayudar en la retención de líquidos y, de hecho, estudios realizados en animales con esta planta demostraron que es capaz de aumentar la cantidad de orina producida

Además, el perejil contiene flavonoides que, de acuerdo a otro estudio , son compuestos capaces de acoplarse a los receptores de adenosina A1, disminuyendo la acción de esa sustancia y aumentando la producción de orina. Conozca otras propiedades del perejil para la salud.

Advertisement

Ingredientes

  • 1 ramo o 15 g de perejil fresco con tallo;
  • 1/4 de limón;
  • 250 ml de agua hirviendo.

Modo de preparación

Lavar y picar el perejil. Después, añadirlo al agua y dejar reposar durante 5 a 10 minutos. Finalmente, colar, dejar entibiar y beber varias veces al día

2. Realizar actividad física

Practicar ejercicios también es una excelente forma natural de deshinchar el organismo. La contracción de los grandes grupos musculares como brazos, piernas y glúteos hace con que el exceso de líquidos sea eliminados a través de la orina. Por esto, es común sentir ganas de orinar después de realizar 1 hora de ejercicios en el gimnasio.

Algunos ejercicios que pueden ser indicados son caminar rápido, trotar, correr, andar en bicicleta y saltar cuerda, por ejemplo. Los ejercicios localizados no son tan benéficos como estos, pero pueden realizarse después de haber hecho por lo menos 20 minutos de actividad aeróbica.

Advertisement

3. Cuidados diarios

Los cuidados importantes para tratar la retención de líquidos son:

  • Beber agua, alrededor de 2 litros por día, o té como el té de cola de caballo;
  • Sustituir la sal para preparar o condimentar los alimentos por hierbas aromáticas como perejil o orégano, por ejemplo;
  • Evitar los alimentos como los enlatados, embutidos, ahumados u otros que contengan mucha sal;
  • Evitar quedarse mucho tiempo de pie, sentado o con las piernas cruzadas;
  • Ingerir alimentos ricos en agua como el rábano, nabo, coliflor, sandía, fresa, melón, piña, manzana o zanahoria;
  • Aumentar el consumo de alimentos diuréticos como la sandía, pepino o tomate. Vea cuáles son los alimentos diuréticos;
  • Realizarse un drenaje linfático, que es un masaje específico para reducir el exceso de líquido en el cuerpo;
  • Comer alimentos como hojas de remolacha cocida, aguacate, yogur desnatado, jugo de naranja o plátano porque son alimentos ricos en potasio, que ayuda a disminuir la sal del organismo;
  • Elevar las piernas por encima del corazón (se puede colocar una almohada debajo de las rodillas) al final del día.

Además de esto, para aquellas personas que no beben agua o que quieren bajar de peso, pueden utilizar un termo con agua de 1L y agregarle unas gotas o una rodaja de limón, debiendo beberla durante el día, esto ayudará a aumentar la frecuencia urinaria, así como favorecerá la eliminación de toxinas.

4. Realizar un drenaje linfático

El drenaje linfático es una excelente estrategia para eliminar el exceso de líquidos del cuerpo, puede ser hecha manualmente como si fuese un tipo de masaje suave y con movimiento bien marcados para que tenga el efecto esperado, pero también puede ser realizado con equipos electrónicos propios para realizar un drenaje linfático mecánico, llamado presoterapia.

Estos tratamiento pueden realizarse en clínicas estéticas especializadas con sesiones que varían de 3 a 5 veces por semana, dependiendo de la necesidad de cada persona. Cada sesión dura alrededor de 45 a 60 minutos, donde al cabo de este tiempo el individuo sentirá ganas de orinar, indicando que el tratamiento tuvo el efecto esperado. El drenaje linfático es un excelente complemento para el tratamiento contra la celulitis, siendo indicada después de tratamientos como radiofrecuencia y lipocavitación.

5. Usar medicamentos diuréticos

Para tratar el edema también pueden utilizarse algunos medicamentos diuréticos recetados por el médico, algunos de ellos son la Furosemida, Hidroclorotiazida o el Aldactone, por ejemplo.

Sin embargo, existen diferentes tipos de diuréticos con diferentes composiciones y finalidades, siendo indicados por el médico dependiendo de cuál sea el origen de la retención de líquidos. Algunos son indicados para el corazón y sólo pueden ser utilizados por personas con problemas cardíacos, por ejemplo, por este motivo no deben ser utilizados sin orientación e indicación médica.

Advertisement

Fuente y creditos:tuasaude

Advertisement
Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Advertisement
Advertisement
Advertisement
Advertisement
Advertisement

Facebook

Advertisement
Advertisement
Advertisement
Advertisement
Advertisement
Advertisement